Sobre mí

Hola, mi nombre es Cata Contreras y soy una persona que ama viajar sola!

Soy bióloga marina de profesión pero viajo cada vez que puedo y me encanta compartirlo en este blog! Comencé a escribir sobre mis viajes por necesidad más que por gusto. Me gusta la ciencia y la biología marina pero también necesito estar en contacto con mi lado creativo.

Durante mucho tiempo estuve un poco ahogada porque sentía que tenía mucha creatividad dentro de mi que no estaba saliendo a la luz. Sentía que no estaba desarrollando mis habilidades a plenitud y que necesitaba hacer algo más que mis actividades del ámbito científico. Por un tiempo intenté pintar, tejer y escribir sobre otros temas, pero seguía insatisfecha.

No fue hasta que hice un viaje a México que se me ocurrió la idea de hacer este blog. Siempre me había gustado escribir y lo que más me gusta hacer es viajar, así que me pareció que valía la pena intentarlo. Aún así atreverme a concretar esta idea no se me hizo nada fácil, pero aquí estoy echándole ganas!l

Foto con Machu Picchu y el Huayna Picchu de fondo.
Feliz en Machu Picchu

Mis viajes

Fotografía en la Reserva Los Frailes de Ecuador.
En el Refugio Los Frailes, en Ecuador.

Hice mi primer viaje fuera de Chile a los 21 años y desde ahí no he parado.

En este primer viaje fui por 20 días a Perú y Bolivia con dos amigas. Tuvimos varios pormenores en el camino, pero aún así fue un viaje hermoso que recuerdo con mucho cariño.

Después de esa primera experiencia quedé tan enganchada con la idea de viajar que me pasé todo el año ahorrando para ir a Perú y Ecuador el próximo verano. Esta vez viajé con un grupo de 5 a 9 personas (algunos se iban sumando y otros restando en el camino). La pasamos muy bien y valió la pena cada peso ahorrado.

Durante esos años también hice varios viajes dentro de Chile: a Chiloé, Valparaíso, Viña del Mar y varios lugares del norte chileno. Ya estaba decidida a aprovechar cada oportunidad que se me presentara para seguir viajando!

Mi próxima oportunidad para viajar se me presentó cuando gané una beca para hacer un intercambio en Brasil. No sabía portugués pero aún así agarré mis maletas y me fui por 6 meses al país de la samba.

Allí aproveché cada feriado y fin de semana para conocer lo que más podía de ese hermoso país. Durante esos meses conocí Florianópolis, Balneário Cambioriú, Iguazú, Curitiba, Río de Janeiro, Blumenau, Porto Belho, Bombas, Bombinhas, Itajaí, Navegantes, Ilha do Mel y otros lugares que ya ni recuerdo. Una de las mejores experiencias que he tenido en la vida!

Un par de años después me tocaría volver a Brasil, pero esta vez a Sao Paulo, a hacer una pasantía de un mes de duración. En el intentando también viajé por varios otros lugares de Chile y Sudamérica, como San Pedro de Atacama, Concepción, Uruguay, entre otros. También navegué en un par de ocasiones en los fiordos y entre las islas del sur de Chile. Aveces viajaba gracias a mi carrera y (la mayoría de las veces) gracias a mis ahorros.

Fotografía en el Templo Budista de Foz do Iguazu.
¡No es Asia, es Foz do Iguazu!
Foto con la Basílica de La Virgen de Guadalupe de fondo.
En la Basílica de la Virgen de Guadalupe. No soy una persona religiosa, pero me encantó!

Hasta ahora no lo he dicho pero soy de Coquimbo (una ciudad-puerto del norte de Chile). Sin embargo, también he vivido en otros lugares de Chile, como Santiago y Puerto Montt. En esta última ciudad viví 2 años mientras hacía mi magíster, tiempo en el que pude conocer varios lugares interesantes de sus alrededores, como Puerto Varas, Frutillar, Valdivia, Puyehue, el Volván Osorno, los Saltos del Petrohué, entre otros. Aunque debo confesar que este no fue uno de los periodos más alegres de mi vida, por lo que no conocí tantos lugares cercanos a Puerto Montt como me hubiera gustado.

Para ir finalizando esta sección, te cuento que mis últimos viajes han sido a Argentina, Perú y México. Y aunque los tres países me encantan, confieso que tengo una atracción especial por México ¡ Qué manera de gustarme ese país! Espero volver pronto.

De momento lo dejo hasta aquí, pero espero que pronto vengan más viajes para seguir llenando esta sección.

Y lo más importante, con esta sección espero haberte motivado para que tu también encuentres la forma de viajar COMO SEA (aunque sea con tiempo y dinero reducido)!!

¿Por qué me gusta viajar sola?

Porque cuando viajo sola siento que me conecto más con los lugares. Además, amo tener el control absoluto sobre mis tiempos y sobre los lugares que visitaré. En pocas palabras, me siento libre y dispuesta a aprender.

Con esto no quiero decir que no disfrute viajar con amigos, pero me he dado cuenta de que viajar sola es la forma que más me acomoda!

Quizás esto se deba a que soy una persona bastante introvertida. Que no se malentienda, esto no significa que no tenga amigos ni que odie compartir con la gente. Simplemente, soy una persona que necesita momentos a solas para “recargar energías”. Además, disfruto mucho de mi propia compañía!

Foto navegando por el Tigres en Buenos Aires.
Navegando en el Tigres, en Buenos Aires.

Escucha aquí una entrevista en donde cuento sobre mi experiencia viajando sola y escribiendo un blog de viajes.

Te lo cuento en instagram: